como dominar el mundo del vino

Cómo puedes ser experto en vino en tal solo 24 horas

Ser un sumiller lleva años de experiencia y estudio, pero con un poco de información podemos mejorar nuestros criterios para lograr escoger buenos vinos y consumirlos con el máximo disfrute. Así se evitan las tretas de marketing que están basadas en premisas falsas, igual que los mitos sin sustentación real.

¿Cómo conseguir dominar el mundo del vino?

Uno de los conceptos falsos es que a más cara la botella, será mejor el contenido. Los expertos en vinos nos dicen que los que tienen un costo por botella de entre 10 y 40 euros suelen ser vinos de suficiente calidad. Por debajo de estos montos suelen ser deficientes y por encima se estará probablemente cayendo en posicionamientos o giros del mercado. Esto no quiere decir, obviamente, que todos los vinos caros deben su alto costo a manipulaciones. Una curiosa afirmación dice que si la botella pesa, el vino es bueno. Esto suele ser una treta de mercadeo.experto en vino

Para el maridaje suele también haber conceptos falsos como que los blancos siempre deben acompañar los platos de pescados y mariscos y los tintos las carnes rojas. Un pescado graso marida perfectamente con un vino blanco de mucho cuerpo. Los quesos, en su amplia gama de sabores, pueden acompañarse de vinos rosados secos. Otra idea que solemos encontrar con frecuencia es que los postres siempre deben acompañarse con cava o champán. Un postre donde el aroma de la vainilla predomine marida bien con un Asti o un Riesling. Un Pinot Noir o un Oporto son el compañero perfecto para un postre de chocolate.

Se suele pensar que el vino en la botella madura con la edad pero este concepto es falso. Los vinos comúnmente se elaboran para ser consumidos un año después de ser embotellados. Luego pierden lentamente sus propiedades organolépticas. Solamente algunos vinos franceses o italianos de muy alta calidad mejoran con unos años en la botella. El corcho suele concebirse como compañero inseparable del vino, pero uno tratado de manera incorrecta puede hacer que el vino se contamine de mohos. Por ello otros tipos de tapones como los de rosca son aceptados.

Otra concepción que hay que descartar reza que los sedimentos son señal de que se han adicionado al caldo sustancias químicas. Por el contrario, el sedimento es señal de escasa manipulación por parte del fabricante, que prefiere no agitarlo demasiado en el proceso de quitar los sedimentos, lo que puede hacerle perder aromas. El vino tinto debe beberse a cerca de 20 grados de temperatura que es cuando se desprenden mejor sus esencias. Esto es distinto a la "temperatura ambiente" que se menciona con frecuencia, pues ésta puede estar muy por encima o por debajo de los 20 grados mencionados.

El vino, cualquiera sea su color o su clase, ha llegado hasta nuestra copa a través de los siglos y las civilizaciones. Estar conscientes de ello es parte del placer que nos proporciona.   experto en vino

Sin comentarios

Añadir un comentario