Consejos saludables para disfrutar del verano

5 consejos para un verano saludable

Con el verano normalmente llegan las vacaciones tan ansiadas. Es de esperarse que prefieras disfrutar del sol, la playa y la piscina, pero no olvides que tu salud está estrechamente relacionada con tu rutina en todo ese tiempo, lo que comes, y cuánto te proteges del sol cuando disfrutas de estar al aire libre.

Suele ser una mala costumbre pensar que estar de vacaciones es sinónimo de que está todo permitido, y eso está lejos de la realidad, por eso si sigues estos consejos podrás disfrutar de esos días al máximo. ¡Comencemos!

Consume ensaladas frescas

Quizás te suene aburrida esta opción, sin embargo hay un mundo de recetas divertidas y nutritivas que pueden acompañarte perfectamente en tus planes de alimentación. Ten en cuenta que es fundamental equilibrar tu alimentación en épocas de calor, consumir muchas verduras ricas en agua, como el pepino, la lechuga o el apio, y si además lo combinas con legumbres y frutos secos consigues una base perfecta para una ensalada fresca.

Bebe mucho líquido

En esta lista de consejos lidera el consumo de agua. Aunque es la bebida menos valorada, es la que mejor nos cuida en verano, las bebidas azucaradas no son un buen aliado para combatir el calor aunque resulten atractivas.

Cuidado con la contaminación alimentaria

Las enfermedades como la gastroenteritis suelen ser a causa de la contaminación alimentaria, por ello es bueno prestar especial atención a la hora de la elaboración de alimentos, intensificar los cuidados en épocas de temperaturas altas debido al fácil hallazgo de bacterias que son causantes de las afecciones y saber elegir sitios cuando decides comer fuera de casa.

Prevenir el golpe de calor

El golpe de calor es una patología que puede suceder después de una exposición a una temperatura elevada, esto se puede percibir al notar que la temperatura corporal se eleva incluso por encima de los 40 ºC, acompañados de mareos y vómitos, y aunque no todas las personas son vulnerables, no se recomienda ignorar, protegiéndose siempre con una crema de factor de protección.

Proteger tus ojos

Normalmente se da prioridad al cuidado de la piel, y la protección de los ojos pasa a segundo plano. Sin embargo los ojos son muy sensibles al exceso de exposición al sol y la luminosidad muy alta, por lo que es normal notar los ojos rojos o irritados, y con el tiempo presentar problemas permanentes, es por eso que se recomienda siempre el uso de gafas de sol, y la hidratación de la parte exterior del ojo con colirio.

Tus ojos forman parte de tu salud integral, sería difícil aprovechar el verano a tope sin ello, por eso ten en cuenta estos consejos.

Sin comentarios

Añadir un comentario